Usted está aquí
Inicio > Multimedia > Desperado: con edad para ‘apostar’ en Las Vegas

Desperado: con edad para ‘apostar’ en Las Vegas

Por Verónica Olvera

Aunque Desperado ha estado todo este tiempo tan cerca de Las Vegas, es hasta ahora que ya cuenta con la mayoría de edad en Estados Unidos para “apostar”.

Desperado0Y es que esta montaña rusa de acero cumplió sus 21 años este año, pues fue inaugurada en agosto de 1994, y aunque no se hizo una fiesta como tal en su nombre, no se puede quejar ya que qué mejor manera de celebrar que seguir funcionando perfectamente y llevar cada que abre a decenas de pasajeros en sus carritos.

Para muchos, es una montaña rusa solitaria pues está, casi como una visión de un oasis en el desierto, a un costado de la carretera California-Nevada, a media hora de Las Vegas. A su alrededor, cobijándola, está el Buffalo Bill’s Hotel & Casino y unos cuantos comercios más que están en la llamada Línea Estatal de Las Vegas.

Desde esta hyper coaster, catalogada así porque tiene una altura mayor a 200 pies (60 metros), se puede admirar el valle de Primm y el desierto de Nevada. Es más, con ella también se puede aplicar eso de que “Lo que pasa en Desperado, se queda en Desperado”, pues mucho de su trayecto no está a la vista desde un solo punto, ya que es una montaña rusa con un recorrido de 1.780.9 metros, lo que la hace ocupar el décimo lugar en las montañas más largas del mundo en operación, de acuerdo con Roller Coaster Database. Nada mal para una montaña con 21 años.

Desperado

Su velocidad tampoco es para menospreciar, pues llega a 128.7 kilómetros por hora en un trayecto que dura 2 minutos con 43 segundos, y su caída de 68.6 metros seguramente ha captado en estos años miles de gritos de emoción y adrenalina.

Pero estos números no son fortuitos, ya que esta montaña rusa tenía que ser magistral, pues debía tener lo necesario para “embrujar” a los automovilistas para que se detuvieran y probaran su fuerza antes de llegar a Las Vegas y, de paso, comieran o apostaran en el casino Buffalo Bill’s.

Y es que para subir a esta montaña, que luce un estilo de película del oeste, hay que entrar al casino. Ya en ella, comienzas el recorrido de manera suave ascendiendo hacia la primera caída. La vista es inmejorable, casi siempre con un cielo azul despejado, pero esa calma termina con la caída en la que todo se convierte en gritos, luego se pasa por un túnel y después ya es un volver a subir y caer, siempre gritando desesperadamente.

Así es como esta hyper coaster ha conquistado muchos corazones y se ha vuelto parte de muchas memorias. Y aunque hoy en día se construyen muchas montañas rusas para romper récords, cada vez más altas, rápidas y largas,  eso no amedrenta a Desperado pues, a sus 21 años, ya puede presumir que es todo un clásico.

Please like & share:
Top